The "KetoAlícia" mix is presented in the Afterwork Science of La Pedrera

Published December 17, 2019

Ver la emoción de un niño al poder volver a comer pan con chocolate es una de las mejores recompensas a cerca de 2 años de investigaciones de la Fundación Catalunya La Pedrera y la Fundación Alícia alrededor de la dieta cetogénica aplicada a ciertas enfermedades minoritarias.

Un trabajo que han presentado esta tarde en una nueva sesión del Ciencia Afterwork en La Pedrera y que tiene en la innovadora mezcla “KetoAlícia” y una página web sobre la temática sus máximos exponentes.

La dieta cetogénica se ha puesto de moda últimamente por distintos usos, como por ejemplo perder peso, aunque es una dieta no recomendada para este fin y solo es respaldada por la evidencia científica en determinadas enfermedades minoritarias como el déficit de GLUT-1, el déficit de PDH o en ciertas epilepsias, donde si que se ha comprobado que su seguimiento mejora la calidad de vida de los enfermos.

En nuestro día a día, en nuestra alimentación cotidiana, utilizamos los hidratos de carbono como fuente principal de energía: pan, pasta, arroz, fruta, … En cambio, la dieta cetogénica plantea la ingesta de hasta el 90% de la energía en forma de grasas, lo que hace que se base principalmente en alimentos como el aceite de oliva, las aceitunas, el queso, los frutos secos… A causa de ser una alimentación tan alejada de lo que es habitual, algunas familias acaban dejando el tratamiento, a pesar de los beneficios de mejora que esta puede tener en las mencionadas enfermedades. Por ejemplo, siguiendo esta dieta, 1 de cada 4 pacientes puede reducir las crisis epilépticas.

La Fundación Alícia, responsable de la línea de alimentación de la Fundación Catalunya La Pedrera, hace cerca de dos años que trabaja en innovación creativa gastronómica, de la mano de la ciencia, desarrollando soluciones practicas para que esta dieta sea más placentera para los niños afectados por estas enfermedades minoritarias y más fácil de llevar a cabo por sus familiares.

Por eso, contando con el soporte de ciertos hospitales de referencia y las asociaciones de enfermos afectados, se ha creado una formula innovadora, la KetoAlícia: una mezcla de tres simples ingredientes (fruta seca o coco deshidratado, Psyllium y semillas de lino), con que las familias podrán elaborar de forma muy practica y sencilla en casa, sustitutos a los farináceos más comunes (panes, bases de pizza, galletas, bizcochos, creps, churros …), preparaciones típicamente ricas en hidratos de carboneo y no aptas en este tipo de dieta.

El Ciencia Afterwork ha servido también para presentar la nueva página web en tres idiomas (catalán, castellano e inglés) que ha impulsado la Fundación Catalunya La Pedrera y donde se encontrará todo el trabajo desarrollado desde los laboratorios de Món Sant Benet. Se trata de una herramienta útil e intuitiva que, de una manera sencilla, permite a los familiares de los afectados, tener acceso a recetas e información de servició con relación a la aplicación de la dieta cetogénica en el marco de cada una de las enfermedades de estudio.

En esta nueva sesión del Afterwork de La Pedrera, han intervenido, Natalia Egea, dietista del Hospital materno-infantil de Sant Joan de Déu y especialista en dieta cetogénica, la Dra. Carme Fons, responsable del servicio de neurología pediátrica del Hospital materno-infantil Sant Joan de Déu y Alba Adot, dietista-nutricionista de la Fundación Alícia y coordinadora del proyecto sobre dieta cetogénica desarrollada por la Fundación Catalunya La Pedrera y la Fundación Alícia. El acto ha sido moderado por Toni Massanés, director de la Fundación Alícia.

La actividad ha sido gratuita y, por cada asistente, la Fundación Catalunya La Pedrera realizará una aportación de 25€ a La Marató de TV3 que este año trata sobre las enfermedades minoritarias.